Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles, Hogar dulce hogar

En el Día de las Madres

Hoy no es un día especial por ser el Día de la Madre, sino por la parte que me toca en este escrito que ha hecho mi hija. Gracias.

MIS DOS MADRES

Mi madre solía presumir de lo bien que comían sus hijos. Yo adoraba las meriendas. Las meriendas eran un símbolo. Estábamos fuera de las lindes del colegio. Había batido de frutas con galletas. Juegos y canciones, vídeos caseros grabados con la cámara de mi padre. Recuerdo que queríamos hacer todo tipo de trucos con esa cámara. Poner un peluche, un conejo enorme y blanco, en el sofá, grabarlo, cortar la toma, quitarlo, y volver a grabar. Como si el conejo hubiese desaparecido por sus propios medios. Pobre conejo, que era blanco y acabó con las mejillas sonrosadas porque yo se las pinté. Cogí el pintalabios de mi madre y se las pinté.

Una madre, en los mejores casos, es como el mar. Tú te metes en su casa, en su corazón, en su memoria, aunque hayas estado haciendo el mal durante años, y ella te acoge.

Te abre sus brazos, sus puertas, sus aguas, y te acoge. Te quita el pelo de la cara, te sacude el polvo, te mira a los ojos, y con su don de ser humano superior, con su inmenso don, te observa como si no hubieras pecado. Como si acabaras de nacer y estuvieras limpio. Ella, que tiene la mirada de los ángeles, de los perros, de los pájaros, pura inocencia. Ella, que siempre estará ahí, a través de los mundos, después de muerta y de remuerta, para salvarte. Para darte un abrazo. Para recordarte que, pase lo que pase, tendrás el universo. A tus pies, hasta el final de tus días.

Ella, que es garantía de que existe el bien y lo bueno y lo mejor.

Todos esos asesinos reincidentes que aparecen en televisión, todos esos violadores crónicos y cronificados, acaban en la cárcel, claro. Al principio, si acaso, reciben alguna visita de amigos o de pareja. Pero con el tiempo, conforme pasan los años, y la condena se extiende, sólo las madres resisten.

Las madres, que probablemente no podrían ganar ni tan siquiera una media maratón; las madres, que tienen rotas las rodillas y la espalda y, a duras penas, podrían subir dos pisos de escaleras, resisten.

Aguantan la vergüenza de los barrotes, la mirada de los vecinos, sostienen el propio sentimiento de culpa, y marchan, domingo tras domingo, a la visita mensual. A ver a su hijo, que mira por donde mató, o violó, o hizo cualquier atrocidad digna de pena. Las madres, que con su don de ser humano superior, son capaces de perdonar, de seguir viendo al niño detrás del cuerpo del hombre.

Como en toda realidad, sin embargo, existen dos lados. Y hay un lado de madres de sombra, de huecos vacíos, de ausencias y abandonos.

Hay madres que, simplemente, no supieron hacerlo mejor. Puede que lo intentaran, quién sabe, puede que lucharan enormes batallas, puede que estuvieran poseídas por la coca o por el crack, la depresión o la esquizofrenia. En todo caso, no estuvieron ahí. No fueron como el mar, que nos acoge hasta en invierno.

A todas las personas que tuvieron madres de sombra, quiero decirles algo. Cuando, por lo que sea, falla la madre biológica y tambalea el linaje; cuando nos quedamos huérfanos, desnudos y fríos, hay una luz al fondo.

No hay nadie completamente solo bajo las estrellas.

Simplemente hay que cambiar de estrategia. Hay que elegir una montaña, un árbol, una playa, un bosque secreto, una cascada, un trozo de mundo, e ir ahí, religiosamente, todos los días, a hablarle. Y entonces ocurre una cosa extraña. Y es que a ésa montaña, a ése árbol, a ésa playa, en fin, a todo eso, le crecen manos de mujer. Ojos de mujer. Oídos de mujer.

Y eso que hemos escogido, se convierte en madre natural. Nos arrulla, nos consuela y, a su modo, nos ama.

Y, aunque aún nadie ha podido explicarlo, adquiere el don de ser humano superior. De esa manera, cuando hayamos metido la pata, cuando la hayamos cagado muy gorda, cuando no nos creamos dignos de respeto, podremos ir a nuestro pedazo de madre. Tocarle una rama, oler sus flores, sorber la nieve de sus cumbres, bañarnos en sus aguas, y redimirnos. La madre natural nos redime a todos. Las veces que haga falta. Ella, que se borra la memoria a posta para no recordar nuestras faltas. Ella, que nos mira por detrás de la piel, al fondo, que viaja al núcleo mismo de las cosas. Ella, que es garantía de que existe el bien y lo bueno y lo mejor.

Por fortuna, yo tengo dos madres. Hay gente que tiene dos madres. La biológica y la natural.

A la biológica quiero darle las gracias. Creo que decir “gracias” es más que decir “te quiero”. Decir gracias es, al final, reconocer. Reconocer sus noches en vela; reconocer su prudencia, su salud mental, su capacidad para superar los obstáculos, su creatividad, su optimismo; reconocer su cuerpo, que fue el mío, la cicatriz de su vientre; reconocer lo bien que lo hizo, lo genial que lo hizo, lo perfecto que lo hizo.

Gracias también a la madre natural. Gracias por estar viva, por acompañarme en los momentos en que no me soportaba. Gracias por los pájaros que se posaban en mis manos. Gracias por el soporte fuerte de la roca, por la caricia dulce del viento, gracias por las caminatas y las carreras. Sobre tu faz azul y verde y luminosa, centellean cometas.

Que mis dos madres, por siempre, queden protegidas. Que el Gobierno las declare Parque Natural.

Que las flores, los ríos, que el sol salga por ellas. Que, si me faltan, salga el sol. Que ellas, finalmente, sean el sol. Y brillen con el resplandor de las estrellas.

Con cariño para todas las madres y todas las personas que tienen madres,

Nuria

https://mujertaruk.wordpress.com/2020/05/03/mis-dos-madres/

P.D. La ilustración de la imagen destacada es obra de Lucía, la mujer detrás de Pinceladas Conscientes. Ella decidió crear un proyecto en el que compartir su arte y su amor por la pintura en profesión. ¿Puede una imagen saber a luz? Os invito a que veáis su trabajo en este enlace: https://www.pinceladasconscientes.com/

 

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Ilustradoras que aman las plantas y la naturaleza (XXXI) : María Hesse

Ha ilustrado uno de tantos libros dedicados a Frida Kahlo

Inspirado en las vivencias de la icónica pintora mexicana, Frida Kahlo, este libro ofrece un hermoso paseo ilustrado por su vida y su obra. Frida fue algo más que dolor y angustia. Quiso ser fiel a su arrolladora personalidad y se convirtió en una artista llena de vida.

Firda Kahlo. Una biografía

Libro de la semana: Frida Kahlo. Una biografía de María Hesse

https://koratai.com/resena/frida-kahlo-una-biografia-maria-hesse

El placer

Criada en una familia de clase media andaluza, María recuerda que solo una de sus amigas no hizo la comunión y que su educación sexual fue “cero patatero”, por lo que se tuvo que basar en rumores o mitos. Según la ilustradora, este déficit de información sobre la pluralidad de contextos sexo-afectivos está directamente influenciado por nuestra educación judeocristiana y genera un gran desconocimiento, culpa e incluso vergüenza.

Hesse condensa en el libro “una actitud ante la vida, una reivindicación indispensable, un camino de futuro: el placer”.

El libro está dedicado a “las mujeres de su vida”, es decir, a su madre, su hermana y su abuela, Hesse habla de la importancia de las amigas en el proceso de construcción personal y cómo han condicionado esta obra tras ponerse las gafas moradas. “Mi segunda educación fue la de mis amigas”.

https://www.publico.es/culturas/maria-hesse-mayor-organo-sexual.html

Libros

¡Viva la vida y vivan las amigas!

Flor en forma de clítoris que ilustra, entre otras, este artículo de el Diario El País

(No tengo espacio para colgar la flor)

https://elpais.com/elpais/2020/02/24/eps/1582549117_464105.html

About

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Diseñadoras que aman las plantas y la naturaleza (XXVI) : Folk Art (V) : Lindsay Dale-Scott

Al Folk Art ya le dediqué en su día varias entradas en “Creciendo entre Flores”

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2016/06/11/las-flores-en-la-pintura-xv-folk-art/

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2016/03/06/disenadoras-que-aman-las-flores-y-la-naturaleza-iv-grandma-moses-folk-art-i/

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2016/05/24/disenadoras-que-aman-las-flores-y-la-naturaleza-v-karla-gerard-folk-art-ii/

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2018/03/31/flores-en-la-pintura-lix-folk-art-iv-clementine-hunter/

 

http://www.lindsaydaleart.com/illustration#/12-days-of-christmas/

http://www.lindsaydaleart.com/illustration#/travel-stamps/

http://www.lindsaydaleart.com/illustration#/5-colors-with-flowers/

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Flores en todas partes : Dibujando flores

ETIQUETADO JOIN LIFE

Este estándar propio pone las mejores tecnologías al servicio de una producción que emplea materias primas más sostenibles. También sigue el Higg Index.

En Inditex tenemos como objetivo garantizar que todos nuestros productos son sostenibles en cualquiera de sus fases de vida. Para ello, contamos con nuestra filosofía Right to Wear, que garantiza la calidad y sostenibilidad en todos los procesos que desarrolla la compañía. En definitiva, productos seguros y fabricados en condiciones sociales y ambientales adecuadas, puestos a disposición de nuestros clientes por un equipo humano en continuo crecimiento profesional que no se olvida de su responsabilidad con la comunidad.

https://www.wateractionplan.com/es/join-life

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles, Flores, plantas y árboles

Flores y plantas en establecimientos públicos y comerciales (XIII) : Pecci, arte floral

Hoy os invito a hacer una visita virtual a este establecimiento de flores. Seguro que las plantas son de las cosas que nos va a gustar renovar cuando salgamos del confinamiento.

     

Uno de tantos jarrones antes del confinamiento

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Las manos de Lucía (II) : Entretenimientos durante el confinamiento

En “Creciendo entre Flores”, dediqué algunas entradas a mi amiga Lucía.

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2015/07/31/lucia-y-los-tulipanes-el-arte-de-la-estampacion-y-esas-manos-maravillosas/

Hoy la traigo de nuevo aquí a propósito de estas pinturas a tempera que ella ha tenido bien en llamar “Entretenimientos”. ¡Qué mejor nombre en estos tiempos de confinamiento!

Me gustaría incluir otras pero apenas dispongo ya de espacio en el blog para colgar más imágenes.

Me viene estupendo este texto que me envía mi sobrina Ana desde Wisconsin (Milwakee) para acompañar la obra de Lucía.

“Nunca se acaba de aprender en lo que al arte se refiere. Siempre existen cosas nuevas por descubrir. Las grandes obras de arte parecen distintas cada vez que se las contempla. Parecen tan inagotables e imprevisibles como los seres humanos. Es un emocionante mundo en sí mismo con sus particulares y extrañas leyes, con sus aventuras propias. Nadie debe creer que lo sabe todo de él, porque nadie ha podido conseguir tal cosa. Nada, sin embargo, más importante que esto precisamente; para gozar de esas obras debemos tener una mente limpia, capaz de percibir cualquier indicio y hacerse eco de cualquier armonía oculta; un espíritu capaz de elevarse por encima de todo, no enturbiado con palabras altisonantes y frases hechas. Es infinitamente mejor no saber nada acerca del arte, que poseer esa especie de semiconocimiento del snobismo. El peligro es muy frecuente.”

(Texto del libro titulado “Historia del Arte”, del autor Ernst H. Gombrich)

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

El lilo florece como cada primavera

Ya dediqué en su día un espacio a los lilos en “Creciendo entre Flores”

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2016/05/12/es-tiempo-de-lilas-y-otras-muchas-flores/

¡Qué tristeza sentí el pasado sábado al ver los lilos florecidos en una casa vecina y saber que me estoy perdiendo los míos del campo, lugar al que no he podido volver hace ya tres semanas.

Nuestro lilo el pasado año

Lilas por Pierre Mornet

MªÁngeles Pozuelo

 

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Del chopo al cedro : Viaje incansable de una urraca preparando el nido

Las urracas, como la primavera, siguen su ciclo anual a pesar del confinamiento. El árbol elegido de nuevo para hacer el nido es el cedro que tenemos frente a la ventana de nuestro dormitorio.

Podemos ver en la imagen destacada cómo está posada en el chopo, una atalaya donde parar para asegurarse el momento de acercarse al nido.

También mi hija Nuria está observando estos días una pareja de jilgueros comiendo los primeros brotes del olmo desde su ventana.

Ya hablé hace unos días de esta propuesta de la Seo Birdlife haciendo un juego con las palabras casa y nido y el slogan del confinamiento frente al Estado de Alarma “Quédate e casa/Quédate en el nido”

5. #AvesDesdeCasa

Nos encanta esta propuesta de AverAves: un poco de birdwatching casero. No son pocas las aves que se dejarán observar desde vuestras ventanas. De hecho, seguro que os lleváis una sorpresa al descubrir un cernícalo, halcón, grupo de milanos negros volando altos en migración, o quizá el primer vencejo que llega a la ciudad. Solo es cuestión de ganas y tiempo.

Son también numerosas las aves urbanas que se encuentran en celo, como los gorriones comunes, cuyos machos llaman a las hembras desde las puertas de sus nidos, “invitándolas” a valorar por si mismas lo acogedores que son con la esperanza de encontrar una pareja. Así que este tiempo de sobra nos puede permitir detenernos a mirar con más detalle el comportamiento de las aves y descubrir poco a poco a fuerza de observar los mismos individuos, quiénes encuentran pareja, quién se pelea con quién, etc… comportamientos que en otras circunstancias nos suelen pasar desapercibidos. Comparte tus citas en RRSS con #AvesDesdeCasa

#QUEDATEENELNIDO

NOTA :  No adjunto algunas imágenes porque apenas dispongo ya de espacio en este blog. En unos días os pasaré enlace a uno nuevo.

MªÁngeles Pozuelo

 

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Dibujando plantas y flores durante el confinamiento

Ya es conocido de todos que estos días estamos descubriendo mil aficiones de la gente, aficiones que guardaba en la recámara porque no tenía tiempo de llevarlas a cabo. Ahora es el momento de ponerlas en práctica. Algunos de ellos las comparten e, incluso,  regalan infinidad de clases en internet

  • yoga
  • gimnasia
  • pilates
  • guitarra
  • tutoriales

Otros, las venían practicando siempre como Juan Mª Josa que nos regala estos dibujos fechados en estos días de confinamiento.

https://devueltaconelcuaderno.blogspot.com/

MªÁngeles Pozuelo

Publicado en Flores en la pintura y artesanía con flores, plantas y árboles

Las aves no entienden de confinamiento y ya están haciendo sus nidos

Con tanta información sobre el estado de Alarma, a mi al menos se me han pasado por alto el Día del Gorrión el pasado viernes 20 de Marzo y ayer 21 el Día Internacional de los Bosques.

Estoy segura de que algo perciben las aves de este cambio social provocado por el estado de Alarma. Aún así, ellas siguen afanadas en la construcción de nidos. Frente a nuestra ventana, como cada año, una pareja de urracas trabaja sin pausa en la construcción del nido en el penacho más alto del cedro.

Ya que los humanos no nos podemos socializar, lo están haciendo las aves. En el parterre que diviso desde mi ventana, he visto una pareja de azulones y un colirrojo. Siento que no son nítidas las fotos pero no quería dejar de colgarlas.

 

Mi hijo preparó un nuevo nido a partir de una calabaza de peregrino y lo instaló encima de la acacia en la casita del campo. La última vez que pudimos ir, antes del confinamiento, ya estaban alborotados un par de carboneros y otro de herrerillos capuchinos para hacer sus nidos.

 

En mi otro blog, “Creciendo entre flores”,  ya dediqué una entrada a los nidos

https://creciendoentreflores.wordpress.com/2017/04/01/es-tiempo-de-nidos-es-tiempo-de-flores/

Algunos otros modelos

Día el Gorrión 20 de Marzo

Cuentos

Os dejo estos enlaces acerca de la observación de aves que en este tiempo de confinamiento pueden venir bien como actividad.

https://www.lavanguardia.com/natural/20200316/474186445496/aprovecha-el-covid-19-y-el-confinamiento-para-descubrir-a-los-pajaros-de-tu-barrio.html

https://www.lavanguardia.com/natural/ecogallego/20200318/474241910601/aprende-a-reconocer-a-las-golondrinas-en-tiempo-de-covid-19-y-confinamiento.html

Observar aves es bueno para la salud

https://www.seo.org/2017/03/04/observar-aves-es-bueno-para-la-salud/

MªÁngeles Pozuelo